Colaboraciones de Sacristán&Rivas Abogados en Legal Today y Derecho News (noviembre)

Colaboraciones de Sacristán&Rivas Abogados en Legal Today y Derecho News (noviembre)

El TS considera que no hay falta de legitimación activa por el hecho de canjear preferentes y subordinadas obligatoriamente por acciones

La Sala establece que el canje obligatorio de preferentes y subordinadas por acciones de la entidad emisora y su posterior venta no priva de legitimación activa ni impide el ejercicio de la acción de anulabilidad por error vicio del consentimiento.

El Tribunal Supremo se ha pronunciado en Sentencia nº 580/2017 de 25 de octubre sobre la adquisición de preferentes y subordinadas de Catalunya Banc y su canje obligatorio por Resolución del FROB del 7 de junio de 2013. El cliente decidió vender las acciones adquiridas tras el canje obligatorio al Fondo de Garantía de Depósitos, presentando demanda, posteriormente, siendo estimada y declarándose los contratos nulos por error vicio en el consentimiento considerándose que la acción no estaba caducada, que el canje no priva al cliente de legitimación activa, que este hecho no supone confirmación del contrato y que la entidad financiera no proporcionó información adecuada al cliente sobre las características y riesgos de los productos ofertados. La entidad financiera presentó recurso de apelación que fue estimado por la Audiencia Provincial declarando que tras el canje de las preferentes y subordinadas por acciones y la posterior venta de las mismas, la acción de anulabilidad por error vicio del consentimiento quedó extinguida, y el cliente carece de legitimación activa para ejercitarla. Presentando el cliente recurso de casación e infracción procesal contra la Sentencia de la Audiencia. Ver más

Reforzadas las obligaciones de evaluación de idoneidad por la normativa MiFID II

La normativa MiFID II, que entrará en vigor en 2018 y dará paso a un nuevo marco normativo sobre mercados e instrumentos financieros, ha reforzado las obligaciones de evaluación de las entidades financieras, respecto de sus clientes.

En primer lugar, debemos señalar que el test de idoneidad se introdujo en la Directiva MIFID con el objetivo de ofrecer una mayor protección al inversor, garantizando que las entidades que proporcionan asesoramiento de inversión y gestión de carteras actúen siempre en el mejor interés de sus clientes. Así las cosas, la evaluación de la idoneidad debe basarse en un análisis del conocimiento y la experiencia del cliente, de su situación financiera y de sus objetivos de inversión. Es por esto, que es necesario para efectuar dicha evaluación, y cumplir con la obligación establecida en la Ley, que las entidades financieras obtengan del cliente toda la información que sea precisa para poder efectuar el servicio de inversión que se esté prestando. Debemos apuntar que la obligación de evaluación ya existía con la normativa PreMifid, concretamente, en el art. 4 del Anexo del RD 629/1993 sobre normas de actuación en los mercados de valores y registros obligatorios. Por lo que, la normativa MiFID estableció únicamente el formato del test de idoneidad y no la obligación de las entidades financieras de recabar información de sus clientes. Ver más